Nos brindan una carne magra (aplomada), rendidora y de sabor agradable; además estos animales son menos susceptibles a desarrollar o contraer enfermedades que puedan afectar al ser humano. Contamos con los mejores ejemplares de las razas: Dorper, Santa Inés, Katadhin, Pelibuey y Etíope.